Fiesta y estructura social : la Vaca colorada de Chame, 1940 - 1960

El presente trabajo de investigación, titulado Fiesta y Estructura Social: la Vaca Colorada de Chame 1940 -1960, se propone historiar un fenómeno socio-cultural propio de un poblado del interior panameño, marcado por las tradiciones hispanas e influenciado por haber sido, por siglos, punto de entrad...

Full description

Main Author: Marulanda, Gilberto
Format: Tesis
Language: Español
Published: 2007
Subjects:
Online Access: http://up-rid.up.ac.pa/744/
http://up-rid.up.ac.pa/744/1/Gilberto%20Marulanda.pdf
Summary: El presente trabajo de investigación, titulado Fiesta y Estructura Social: la Vaca Colorada de Chame 1940 -1960, se propone historiar un fenómeno socio-cultural propio de un poblado del interior panameño, marcado por las tradiciones hispanas e influenciado por haber sido, por siglos, punto de entrada y salida, terrestre y fluvial, de los Llanos del Chirú (Aguadulce, Penonomé, Antón, Río Hato, San Carlos y Chame) la capital y viceversa. El origen de esta fiesta se ha perdido de la memoria colectiva de los pobladores del lugar, igual que su procedencia, sin embargo, fue propiedad de los sectores populares hasta su disolución a fines de la década de 1970, lo que se evidenciaba a través de su organización, vestuario, música, gastronomía, al igual que por su forma de organización, convocatoria, admisión e intencionalidad. Esta festividad evidencia la estructura social existente en el Corregimiento de Chame durante el periodo estudiado. En un extremo encontrábamos una amplia base social compuesta por campesinos, artesanos, peones y amas de casa: en el otro, existía una elite dominante, excluida de La fiesta, probablemente por no encontrar en ella mecanismos de proyección social, a diferencia de las fiestas religiosas o sagradas. En medio de esas dos clases sociales se ubican sectores medios emergente, compuesto por pequeños comerciantes, propietarios y profesionales, los cuales al ser admitidos, buscaban prestigio y ventajas económicas y probablemente políticas. Esto queda establecido al ver variaciones sutiles en la fiesta, como es el cambio de su destino hacia la cantina local, donde el propietario era uno de los nuevos admitidos.