La pérdida de confianza como causal de despido en el régimen jurídico laboral costarricense: Análisis doctrinario y jurisprudencial

Con el fin de ordenar la actividad del trabajador, al patrono se le ha reconocido un poder disciplinario sobre aquél, por medio del cual le puede sancionar, si no cumple con los deberes que se desprendan del contrato de trabajo que les une. Conocido es que el Derecho del Trabajo se caracteriza por s...

Descripción completa

Autores Principales: Marceth Vargas, Marcela Nicté, Bogantes Rivera, Gerardo
Formato: Otro
Idioma: Español
Publicado: 2015
Materias:
Acceso en línea: http://repositorio.uned.ac.cr/reuned/handle/120809/1429
Sumario: Con el fin de ordenar la actividad del trabajador, al patrono se le ha reconocido un poder disciplinario sobre aquél, por medio del cual le puede sancionar, si no cumple con los deberes que se desprendan del contrato de trabajo que les une. Conocido es que el Derecho del Trabajo se caracteriza por ser, además de dinámico, protector del trabajador, a quien incluso se le ha señalado como la parte débil de la relación laboral. Sin detrimento de lo ya expuesto, también debe ser considerado como de suma importancia, que dicha tutela no arroja un estado de indefensión para el empleador, más bien, su fin ha sido equiparar poderes entre las mencionadas partes. Muchas son las sanciones disciplinarias que pueden ser impuestas al trabajador, y abarcan – entre otras- desde una llamada de atención o una suspensión sin goce de salario, hasta el despido sin responsabilidad patronal. Esta última es reconocida como la más severa, lo que destaca la importancia que dentro del Derecho del Trabajo ostenta.